Portada » Entrevista a Front 242

Entrevista a Front 242

por François Zappa

Si jugamos a asociar ideas, lo primero que viene en mente al oír EBM es, en un 90% de los casos, Front 242. El grupo belga, formado en 1981, ha ido definiendo el género en una serie imbatible de discos que comenzó en 1982 con Geography. Para esta entrevista, hemos contado con la ayuda de un auténtico fan de la banda: Karl von Schlagend que preparó la mitad del interrogatorio que, el en todo momento amable y simpatiquísimo, Richard 23 se prestó contestar. Estarán tocando en el W-Fest el jueves 21 de mayo dentro de su gira Black to Square One. Escuchad el ritmo del tiempo.

Karl von Schlagend: Según la biografía del grupo, tú te incorporas a la banda como miembro en 1983, tras la salida del cofundador, Dirk Bergen, que pasa a ser vuestro manager (¿lo sigue siendo?). También se dice que tú previamente eras ayudante de la banda, tal vez en los directos. ¿Qué recuerdas de aquella época, qué cometidos tenías? ¿Y cuál fue el primer concierto que viste de F242 antes de ser parte del grupo, y qué sensación te provocó su música; y cuál y dónde fue tu primera actuación ya sobre el escenario? ¿Conociste a Patrick o a Daniel quizá en la veterana tienda de instrumentos Hill’s Music, o en la noche de Bruselas?

—En el 83 es más o menos cuando me uno a Front 242, incluso si ya estaba con la banda ayudándolos cuando tocaban en directo, preparando todo el equipo sobre el escenario, encargándome tanto del juego de luces como de las proyecciones. Metí voces en el single “U-Men” porque Jean-Luc me lo pidió, porque nos conocíamos de antes, ya que somos del mismo barrio de Bruselas y los dos estábamos haciendo música electrónica. Entonces, me uní a la banda, justo antes de Endless Riddance.

 Mi primer concierto con la banda fue en una sala bastante grande de Ámsterdam. Dios, ¿cómo se llamaba? ¡Paradisio! Era una radio la que organizaba el festival, con lo que había mucha gente. Dirk todavía estaba con la banda. Hicimos tres conciertos con Dirk y conmigo sobre el escenario, y luego, claro, él se fue. Ya no encajaba en la banda. No era realmente el mánager, más bien fue el contable por unos meses, pero lo dejó. Siempre está con nosotros ya que es el mejor amigo de Daniel. Juntos están haciendo música en Nothing But Noise. Así fue como empecé.

Karl von Schlagend: ¿Llegaste a participar en estudio en la grabación de Endless Riddance (1983)… o tu aportación al grupo comienza en 1984 con las composiciones de ‘No Comment’?

—Sí, en “Take One” es mi voz la que puedes escuchar. Jean-Luc se ocupó de “Controversity Between,” la otra cara. 

—El Garaje: En No comment, la banda hizo la primera referencia a EBM en la frase: “Electronic Body Music compuesta en un 8 pistas por Front 242”. ¿A quién se le ocurrió el concepto?

—Para ser honesto, no recuerdo si fui yo o Patrick al que se le ocurrió lo de EBM, pero fue un momento de consciencia. Estábamos hablando del hecho de que, por aquellos tiempos, había un montón de periodistas que estaban hablando de nosotros de forma equivocada. Estaban usando palabras para hablar de nosotros que no nos gustaban, no encajábamos en ninguna de las categorías de las que hablaban y pensamos que estaría bien decir lo que estábamos haciendo realmente, y EBM apareció de forma natural porque creíamos que lo que hacíamos era más físico y hablaba más al cuerpo que lo que hacían la mayoría de bandas electrónicas en aquellos tiempos. Nos pareció natural el poner el término Cuerpo junto al término Electrónico, pero no estoy seguro de quién vino con el término final.

Karl von Schlagend: Los comienzos de F242 fueron un continuo peregrinar de sellos: 1981 con New Dance, 1983 con Mask Music e Himalaya, y además ficháis por la Wax Trax! (de tu querido y tatuado Chicago); 1984 Another Side; 1985 RRE y Animalized… acabando en la todopoderosa EPIC, aunque bastante descontentos… según siempre comenta Patrick, y actualmente con vuestros compatriotas de Alfa Matrix. ¿Qué conclusiones sacaste de toda aquella época, de tratar con tanto sello discográfico, de trabajar en la misma Bruselas con vuestra RRE, de la etapa “yankee”…?

—Creo que te estás liando con sellos, distribución, marketing y licencias. El primer sello fue definitivamente New Dance quienes produjeron los dos primeros singles y el primer disco, Geography. Era un pequeño sello independiente de Bruselas, de hecho, lo llevaba una sola persona. Y entonces, decidimos producir la música nosotros mismos porque teníamos nuestro propio estudio y hacíamos la parte gráfica y las portadas y todas esas cosas y no necesitábamos un sello, así que creamos Mask. Mask era nuestro sello y estábamos buscando distribución. Himalaya fue el primer sello para la distribución y marketing, luego firmamos una licencia con Wax Trax! Eso fue solo una licencia y más tarde empezamos un contrato artístico con Red Rhino Europe, un sello que fue, más o menos, creado para nosotros por Play It Again Sam y de nuevo, teníamos a Wax Trax! haciendo la distribución en los Estados Unidos y Animalized! en Alemania. Después, cuando dejamos Wax Trax!, firmamos para distribución en los Estados Unidos con Epic Sonic. Así que, básicamente, hubo dos sellos importantes, el nuestro Mask Records y Red Rhino Europa y la gran licencia con Wax Trax! que nos hicieron famosos en los Estados Unidos. Alfa Matrix no es nuestro sello, solo se dedica a distribución y marketing porque nosotros lo producimos todo. Cuando hacemos algo… que llevamos mucho sin hacerlo…

Karl von Schlagend: Por otra parte, nos consta que tanto tú como Patrick (parece que Jean-Luc es algo más distante o tímido) os dejáis ver entre el público asistente, ya sea en la propia sala, ya sea en la ‘aftershowparty’. Suponemos que ese aspecto humano de las giras, también tienen valor para vosotros. ¿Es así? Seguramente por ello, antaño, Transmission 242 tuvo tanta actividad al margen de sellos discográficos, autoeditando material videográfico propio para vuestros fans, a los que sin duda valoráis.

—Normalmente somos más Patrick y yo lo que salimos y nos mezclamos con el público. Simplemente nos gusta la gente, no es una obligación, pero es algo bonito. Puede ser un dolor de muelas porque a veces solo quieres tomarte una copa y encontrarte con algunos amigos, pero tienes a gente que viene a hacerse un selfie, o a pedirte un autógrafo o algo, pero está bien. El hecho es que la audiencia es la que hace que nuestra historia sea posible. Si quiero estar tranquilo simplemente no salgo a mezclarme entre el público y me quedo en el backstage y luego me voy al hotel. Estar con el público y escucharlo es importante. ¿Sabes? Estar con ellos porque hacen esto posible. Sin la audiencia, sin el público no habría bandas, siempre puedes hacer la música en tu propia casa, pero no tendrás la oportunidad de que se escuche tu música y de salir de gira. Así que es importante estar en contacto con la gente.

Karl von Schlagend: En Madrid, lleváis actuando desde 1984, y eso supone muchos conciertos… y otras tantas experiencias de todo tipo. ¿Alguna anécdota destacable, tanto positiva como negativa, de esas que jamás olvidarás… y que puedas compartir con nuestros lectores?

Sí, nos gusta tocar en España, eso es verdad. Hay una fuerte conexión desde hace mucho tiempo entre España y Bélgica, incluso tuvimos una reina española hace mucho tiempo. Nos gusta el país, te lo digo antes de hablar de la audiencia: solía ir de vacaciones cuando tenía doce años con mis padres. La gran conexión entre los dos países es la fiesta. Somos gente a la que le gusta la fiesta. Por eso tenemos a un montón de belgas que van a España de vacaciones porque echamos de menos el sol. Y los españoles, no sé el porqué, tienen una fuerte conexión con la música electrónica y es un buen mercado, ya que nosotros hacemos música electrónica. Hay una fuerte conexión entre el público español y la banda y cada vez que tocamos, todo es fantástico. El primer concierto que tocamos en Madrid fue en un club llamado Oh Madrid, no estoy seguro de que todavía exista. Creo que fue de los primeros locales donde sonaba la primera música electrónica, EBM, techno y cosas así, por lo que era un sitio muy intenso. Era extraño porque la discoteca estaba al lado de una autopista, así que tenías un club donde la gente estaba bailando electro en la azotea o en la terraza y al lado pasaban unos coches rapidísimos, porque por aquellos tiempos, la gente solía conducir muy rápido. Tocar en Madrid es siempre un placer, aunque no solo en Madrid. 

Karl von Schlagend: En una entrevista en Budapest comentabas que solías escuchar la Radio Nacional belga, los sábados por la tarde, al emitirse un programa de cinco horas seguidas de música desde los 70’s hasta lo más actual. ¿Qué grupos nuevos has conocido y nos recomendarías? ¿Qué música sueles escuchar?

Todavía escucho mucha radio, incluso si hoy en día, es difícil encontrar un programa de radio bueno. Me gusta ese programa de radio porque ponen toda clase de música de diferentes épocas, diferentes géneros. Me gusta eso, es refrescante, no me gusta encasillarme en un solo estilo de música. ¿Sabes? No me levanto por la mañana y me pongo música industrial, me gusta toda clase de música.

Todavía escucho un montón a bandas como The Chemical Brothers. Compré el último disco y creo que es un buen álbum. Me gusta una banda nueva llamada Camera, comenzaron hace unos años y tocan una especie de nuevo Krautrock, ya sabes la música que se hacía en Dusseldorf en los 60-70, pero son de Berlín. Una cosa muy interesante. Los vi en directo y fue flipante, alucinante, hipnótico y fuerte. 

Me gustan Youth Code de Los Ángeles. Ella es muy dura. Me encanta la energía de la banda, de Sara… nos hicimos amigos porque giramos con ellos en los Estados Unidos y ellos son muy buenas personas y producen algo muy afilado y la energía de Sara, la cantante, es sorprendente. Me gustan esos chicos, no me voy a levantar en medio de la noche y me voy a poner un disco de Youth Code en mi estéreo, pero me gustan mucho. He descubierto recientemente a un chico de Bruselas llamado Cabaret Nocturne. Acabo de descubrir su música y tiene como 5 millones de vistas. Si he entendido bien, todavía no tiene ningún disco editado. Eso es raro porque está muy bien producido. He estado hablando a Patrick sobre él recientemente y es posible que le preguntemos en algún momento, si quiere venir de gira con nosotros. Solo lo estamos hablando. No he hablado con él y no le conozco, acabo de enterarme de que es de Bruselas.

Otra banda que he descubierto es Lusine: es electrónica, muy excitante. Me encanta la forma de tratar las voces. Es muy distinto, es una banda a la que deberías echarle un vistazo. Para ser honesto, ahora estoy comprando un montón de vinilos de los setenta, toda clase de música, funk y soul. 

—El Garaje: ¿Qué elementos crees que hicieron de Front by Front un disco tan redondo? ¿Es verdad que en el vídeo de Anton Corbijn hay gente con huevos en la cabeza porque él entendió “egg hunters” en vez de “headhunters”?

—No lo sabemos, supongo que fue un tiempo en el que la banda se volvió realmente madura, en términos de producción y sonido, sabíamos a dónde íbamos y, claro, “Headhunter” se convirtió en una especie de éxito industrial. Es probablemente uno de los discos en el que más trabajamos, ya que los cuatro miembros de la banda nos dedicábamos a esto a tiempo completo, así que teníamos más tiempo para concentrarnos y experimentar. Probablemente las máquinas eran más eficientes y finalmente tuvimos la oportunidad de usar un sampler. Así que todo eso junto probablemente hizo de Front by Front un álbum potente, supongo.

No, nunca sabremos si entendió “egg hunter” en vez de “headhunters”. Se convirtió en una broma y de alguna forma a alguien se le ocurrió esta jodidamente estúpida idea. No sé, le tendrías que preguntar a Anton. Pensamos que sería divertido poner algo de humor en Front 242 que siempre había parecido tan serio.

Karl von Schlagend: A vuestras pasadas actuaciones en Leipzig y en Praga, no acudió Daniel Bressanutti junto a vosotros. Sabemos que es el más mayor de los cuatro, y giras con muchos kilómetros de viajes podría echarle para atrás, pero… ¿no crees que su presencia aporta mucho a vuestra actuación? ¿Cómo suplís su ausencia a nivel técnico? (además de con vuestro habitual ingeniero de sonido, Jelle Decrock)

Daniel simplemente se retiró. Creo que estaba ya cansado. Él es el más mayor de la banda, tiene unos 66 años y creo que quiere ocuparse de si mismo, relajarse y hacer sus propios proyectos. Todavía es un miembro de la banda, pero no va a girar más. Desde que paró, creo que se está sintiendo mejor. Y como he dicho, tiene su proyecto Nothing but Noise con Dirk y unos cuantos más. Tuvimos que sustituirlo porque como sabes, Daniel era el miembro detrás de la mesa de mezcla durante los conciertos. Así que encontramos una persona, bueno realmente había estado haciendo todo el trabajo de monitores en el escenario durante quince años y naturalmente era la mejor opción para nosotros el tomarlo a él y ponerlo enfrente de nosotros y encontrar a una nueva persona que se encargase de los monitores. Las cosas son así, sabes que la gente algún día se retira. No sé cuando, pero un día será nuestro turno. 

No ahora mismo porque tenemos un montón de conciertos para este año y el próximo. Tenemos muchos compromisos y espero que los podamos cumplir hasta el final.

—El Garaje: Tyranny (For You) es vuestro primer disco un poco político, mientras que el resto de los discos nunca lo habían sido. Fue publicado unos días después de que la Guerra del Golfo empezase. ¿Estaba la banda influida por lo que pasaba en el mundo durante esos días cuando el disco fue escrito?

—No hay nada en las letras que sea político. Bueno, tienes que entender que la Guerra del Golfo había empezado y estábamos, claro, influidos por eso, porque siempre nos influencian los medios de comunicación y lo que sucede en el mundo. Puedo decir que No Comment estuvo influido por la Guerra Fría entre el este y el oeste, pero solo fueron inspiraciones. Nunca hemos hecho unas declaraciones o nos hemos situados a la derecha o a la izquierda, incluso si algunas personas intentaron ponernos en algún lugar ahí. Los cuatro miembros de la banda tenemos distintos puntos de vista, así que sería muy difícil para nosotros el hacer una declaración política. Estamos influidos por los medios de comunicación, por las noticias, por lo que ocurre en el mundo y todo esto lo incluimos en las letras, pero no hay realmente una declaración política. En “Tyranny For you”, hablábamos de nuestra tiranía sobre la gente ya que pensábamos que estábamos imponiendo nuestra música. Una tiranía es más como una dictadura donde la gente te vota. Esa es la diferencia con un dictador que toma el poder por sí mismo. Así que pensamos que nos elegía nuestra audiencia y estábamos imponiendo nuestra música. De ahí viene el título.

Karl von Schlagend: Sois un grupo con principios y valores, o eso mismo parece demostrar el hecho de que F242 haya renunciado y siga renunciando a actuar en importantes eventos belgas, tan solo porque tienen vínculos con gente, colectivos o partidos políticos que despreciáis. ¿Qué nos podrías comentar sobre esto?

—Como he dicho, sería imposible para nosotros el tocar para un partido político, porque no queremos apoyar a ninguno. Yo tengo mi punto de vista, Daniel tiene el suyo y también Patrick y Jean-Luc tienen el suyo, así que nos negamos a eso. Principalmente no aceptamos tocar en grandes festivales porque son propiedad de grandes compañías como Live Nation y nos negamos a ser parte del juego. Live Nation es una gran compañía que intenta acabar con todos, compran todos los festivales, las sala, agencias, publicidad… un poco como Microsoft con los ordenadores y no queremos ser parte de eso. Queremos continuar trabajando con gente que están intentando hacer sus cosas, que quieren ser independientes. Esa es la razón por la que principalmente tocamos en pequeños festivales, y cuando tocamos en algunos tipo Wave Gotik Treffen en Alemania o el W-Fest en Bélgica, nos aseguramos de que son independientes. Tienes que saber que Live Nation en América estaba básicamente apoyando a George Bush durante su campaña y claro, nos negamos a ser parte de eso. Lugares pequeños con mejor gente.

—El Garaje: En 06:21:03:11 Up Evil, la banda trabajó con Andy Wallace en la mezcla y con Craig Leon en la grabación de las voces. Dos extrañas elecciones, especialmente la primera. ¿Tuvo algo que ver el sello en esto? ¿Cómo fue trabajar con Craig Leon?

—Andy Wallace para mí fue el más grande error que jamás hayamos hecho. Ese tío costó una fortuna. Fue una idea de nuestro mánager americano por aquellos tiempos. Creo que hizo un gran trabajo para Nirvana y otros artistas con los que trabajó, pero no fue una buena idea hacer la mezcla de Front 242. Realmente, para ser honesto, no hizo mucho, se llevó mucho dinero, pero todo lo que hacía era beber café enfrente de la mesa de mezcla. Fue un error que, para mí, no nos aportó nada especial. Fue interesante trabajar con Craig Leon porque fue la primera vez que trabajábamos con un entrenador vocal. Que era realmente su mujer. Era gente muy simpática, y verdaderamente disfrutamos trabajando con ellos. Fue una gran experiencia. Pillamos a Craig básicamente por su trabajo con Suicide. Todos somos grandes fans de Suicide. Y era fácil de tratar y cada instrucción que nos dio su mujer era precisa e interesante. Mucho más interesante que Andy Wallace.

—El Garaje: ¿Cómo surgió la idea de publicar 05:22:09:12 Off, una especie de secuela del anterior, pero a la vez, uno de los discos más experimentales de F242? ¿Quién hizo las partes vocales femeninas?

Fuck up evilEvil off iban a ser un álbum doble, pero por aquellos tiempos, la compañía de discos creía que no era una buena idea, comercialmente hablando, y que sería más interesante el sacar dos discos en vez de uno doble, por el dinero. Y por el contracto no pudimos hacer nada, así que tuvimos que sacarlos separados.

La voz femenina es de 99 Kowalski. Era la cantante del grupo Spill de Nueva York, que Daniel y Patrick estaban produciendo en entonces. Fue un mal periodo para la banda, no funcionaban las cosas. Jean-Luc y yo no estábamos de acuerdo con la dirección que la banda estaba tomando. Fue una mala época para nosotros, estos dos discos. Por una parte, la presión de girar por los Estados Unidos, fue un lío y por eso paramos al final de 1993. Durante 4 años dejamos de trabajar juntos, porque no nos llevábamos bien y pensamos que era mejor parar entonces y pensar sobre el proceso completo.

Karl von Schlagend: Siempre destacas, con razón, lo enérgicos que son los directos de F242, y gran parte de su peso sobre el escenario recae sobre ti, como frontman “agressivo.due”… ya que Jean Luc tiene otro estilo, digamos, más “reposado”. Sorprende la energía que gastas durante toda la actuación, aunque tengas estratégicos descansos. ¿Te preocupa el día en que ya no puedas aguantar ese ritmo tan frenético sobre el escenario? (canciones como “Moldavia”, a tu estilo… requieren estar en forma). Por cierto, ¿practicas algún deporte? Parece que el submarinismo te interesa mucho, ¿es cierto?

¿Has visto recientemente a Iggy Pop en directo? Tiene 72 años. Yo firmaría ahora mismo por estar como él cuando llegue a los 72. No tengo miedo de que llegue el momento en el que no logremos tener la misma energía en directo y tengamos que parar. Entonces me iré a casa y escucharé mis discos de soul. Hago submarinismo, sí, pero ¿sabes? En Bélgica no se hace tanto submarinismo como uno quisiera. Hace demasiado frío. Voy a Estartit en Julio porque mi instructor se fue a trabajar allí hace unos años. Todavía paseo con la bicicleta, pero ya no puedo jugar al futbol por culpa de mi rodilla. Pero sí, nos intentamos mantener en forma. No bebemos mucho, no tomamos muchas drogas e intentamos comer sano. 

—El Garaje: ¿Por qué publicasteis una versión corta de Pulse, llamada Filtered Pulse?

Es fácil: porque eso fue un CD y tuvimos que ponerlo en vinilo y no hay sitio para una hora y cuarto en un disco. Tuvimos que hacer una selección, como un filtro y decidir qué aparecería al final. Tan simple como eso. Fue llamado Filter porque fue un filtro. 

—El Garaje: Patrick ha dicho varias veces que ninguno de vosotros en un auténtico músico. ¿Crees que la música electrónica ha llevado la idea del punk de que cualquiera puede tocar incluso más lejos? Pero al mismo tiempo, ¿no crees que puede limitar a esos mismos artistas?

—El único músico es Jean-Luc, el cantante. Ha estudiado un poco de música, tocaba el violín, pero nunca lo ha usado y es el único que no hace la música. Tomamos la energía de la escena punk, eso seguro. La energía de la escena punk fue muy importante para nosotros, y el DIY también como dices. El punk tomaba las guitarras y decía -“Puedo hacerlo incluso si no soy músico”. Tuvimos la misma actitud con los primeros sintetizadores que usábamos. ¿Sabes? Podíamos hacerlo también. Pero leer los manuales era difícil para nosotros. Intentábamos adivinar cómo usar las máquinas sin ellos. Creo que era una cosa bonita, no teníamos reglas, no seguíamos ninguna regla musical y eso nos daba la oportunidad de buscar otros caminos. Porque cuando eres un músico tienes que seguir ciertas reglas y a veces te puedes quedar atrapado en las reglas y eso a nosotros no nos pasó. Para mí es más una cosa positiva el no ser músico cuando haces música electrónica.  

El Garaje: En el 2007, te presentaste como candidato a las elecciones generales como parte del partido Ecolo. ¿Cómo se te ocurrió meterte en la política?

—La primera vez que me presenté para el partido verde, Ecolo fue en el 94 durante las elecciones locales. Me pidieron que me presentara porque me habían visto en una televisión local quejándome sobre algo que había pasado en el barrio y me dijeron que necesitaban gente como yo y entonces me uní a la formación. Pero por entonces, con cuatro hijos, la banda, y la familia, me fue imposible. Más tarde, me presenté de nuevo, bueno fue hace 13 años, ¿en qué año fue eso? Joder. Realmente esta vez me ofrecí yo porque conozco a una de las ministras que lleva mucho tiempo en Ecolo, fue ministra de medio ambiente y es una vieja amiga mía. 

Después de ir a España con Patrick para hacer un dj set durante semana santa en el sur de España, donde se supone que hace sol y calor mientras que en Bélgica se suponía que iba a hacer frío y lluvia. Bueno, en el momento en el que llegamos a España, hacía mucho frío, creo que era Granada y hacía un frío y llovía a mares. Mi hermana me llamó y me dijo que hacía como 30 grados en Bruselas y que resplandecía el sol. Cuando estaba en el avión le dije a Patrick :-“Esto está jodido”. Quería unirme al partido y ayudarles porque necesitamos que el partido verde se una al gobierno. Trabajé muchísimo durante tres meses, tenía que ver a un montón de gente… Conseguí una buena puntuación, pero no era cosa para mí, ¿sabes? Quería presentarme y ayudarles, pero no quería ser elegido. Así que no fui elegido y fue mejor así.

Karl von Schlagend: Aunque seas de vivir el presente… ¿cómo o dónde ves a F242 en 2030? Porque no sabremos hasta cuándo vosotros aguantaréis (¿2042?)… pero sí que vuestros muchos seguidores estarán siempre ahí leales, por más años que pasen. Sois un grupo muy querido, cuando no incluso adorado. Y aunque sabemos que tú reniegas de la actual escena –llamada- EBM, que probablemente esté algo saturada y en ella abunde el “más de lo mismo”… sigues siendo un auténtico icono para dicha escena.

No sé dónde estará Front 242 en el 2030, todavía quedan diez años. Honestamente, si podemos seguir haciendo esto durante 3 o 4 años estaré feliz. En diez años Patrick y Jean-Luc tendrán 70 años y serán tan viejos como lo es Iggy Pop ahora, así que ya veremos.

El Garaje: También eres miembro de Revolting Cocks, ¿Cómo fue trabajar con Jourgensen? ¿Y qué nos cuentas de Big Sexy Land, el primer disco de la banda? ¿Hay posibilidades de un nuevo disco? 

—El primer disco fue fantástico, después se convirtió en una pesadilla. Big Sexy Land es, realmente, el único que hice, me largué porque tenía algunos problemas con Al Jourgensen, y no nos hemos hablado desde entonces y realmente no quiero hacerlo. Fue divertido porque no sabíamos lo que estábamos haciendo, tan simple como eso. Éramos tres tíos en el estudio con grandes máquinas que apenas sabíamos cómo usar. Estábamos haciendo el tonto y salió un disco interesantes. ¿Nuevo disco? No creo, finalmente haremos algunos conciertos el año que viene, veremos. Estoy concentrado en Front 242 y consume mucho tiempo y trabajo.

—El Garaje: Eres diseñador gráfico y has trabajado en el concepto de la banda. ¿Cuáles son vuestras influencias? Estabais interesados en el Constructivismo ruso y el Futurismo italiano, ¿verdad?

No, diseñadores lo son Patrick y Daniel. Trabajamos duro detrás del concepto y la imaginería de la banda. Aprendí mucho de diseño gráfico gracias a Patrick y Daniel. Estábamos interesados en el Constructivismo y en el Futurismo, pero no solamente. Estábamos realmente interesados en las formas más que en el contenido. Por ejemplo, nos gusta ver películas, pero a veces películas malas pueden ser interesantes gracias a la banda sonora. Estábamos interesados en el cine, en la arquitectura y en todo lo que nos pudiera alimentar fuera de la música que fuera interesante.

—El Garaje: ¿Hay planes de un nuevo disco? Han pasado 17 años desde el último con material original.

¿Eres un bromista?

—El Garaje: ¿Qué podemos esperar del concierto de Front 242 en el W-Fest? Daniel va a estar pinchando también ¿verdad?

—La gira comenzará en marzo y se llama Black to Square One, y es un espectáculo nuevo. No puedo contar muchas cosas ahora, pero es algo completamente nuevo, y muchos fans estarán muy felices con el contenido y la presentación, así que esa es la razón por la que se llama “vuelta a la casilla de comienzo”, pero en este caso hay un juego de palabras que resulta en “negro a la casilla de comienzo”. Eso es lo que puedes esperar en el W-Fest, pero no solo ahí. A propósito, esteremos en España este año, con esta gira. No lo hemos anunciado todavía, pero estaremos en España, definitivamente en Barcelona y Madrid.

Sobre Daniel no tengo ni idea. No ha pinchado en su vida. No tengo nada de información. Deberías de preguntarle a él.

Dejar un comentario

* By using this form you agree with the storage and handling of your data by this website.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More