Portada » W-Fest 2019: domingo

W-Fest 2019: domingo

por François Zappa

“Doc” bajó del DeLorean de un salto y me gritó: -“Marty, tenemos que viajar al 2019, tu estirpe está en peligro de NUEVO”. Mientras subía en el coche, me dijo que el único hijo de Marty JR tenía solo una oportunidad de encontrar el amor y que era durante el W-Fest que se celebraba ese año en Bélgica. -“¿Y qué pasa con Marlene?” Le pregunté. -“Bueno Marty, a ella le gustan las chicas… La única forma de asegurar la continuidad de tu familia es haciendo que Marty tercero conozca a Lorraine, su futura esposa, durante el festival. Algunas alteraciones en el tiempo han creado la posibilidad de que no se enamoren y Marty acaba sus días solo y amargado. Toma estos archivos, estúdiatelos para que sepas de qué va el 2019”.   

THE FOREIGN RESORT

Cuando llegué al W-Fest en Bélgica, me sorprendió que toda la gente en el futuro fuese siniestra. Empecé a buscar a mi nieto, pero en ese momento comenzó la primera banda. Se llamaba The Foreign Resort y abría la jornada. Me sorprendió realmente su calidad para un grupo que tocaba tan pronto. En el pasado no tenemos formaciones tan buenas. Empezaron con “Obsessing”, que además contó con muy buen sonido, como el resto del bolo. Continuaron con “Hearts Face Out” y “Suburban Depression” (en esta canción, el bajista y el guitarrista intercambiaron instrumentos). Tuvimos la suerte de escuchar una nueva canción, “She is Lost” donde el guitarrista realmente se lució. Otro gran tema fue “Flushed”, que fue seguido de”Dead End Roads” (con un magnífico comienzo), “Outnumbered” y “Dark White” (donde volvieron a cambiar los instrumentos). Un gran concierto, verdaderamente. En el público reconocí, gracias a los archivos que había estudiado, al grupo Then Comes Silence, que parece que estaban disfrutando del concierto.

JE T’AIME

Como no encontraba ni a mi nieto ni a su futura esposa (o al menos para eso estaba ahí), me dispuse a disfrutar del siguiente concierto. Je T’aime es una buena banda de post punk francesa que sustituyó al grupo Desperate Journalist, cuya batería había sufrido un accidente. No había podido leer nada de ellos, así que la sorpresa muy aún mayor. Tocan un post punk moderno, con un cantante que te puede recordar al joven Robert Smith. El repertorio fue prácticamente del primer disco, que acaban de publicar: “Millions Suns”, “Fuck Me”, “Hide and Seek”. El cantante, Dany BOY nos contó que uno de sus amigos se había suicidado hace poco, antes justo de arrancar con “Merry go-round”. Terminaron con el single “Spyglass” y la final “Dance”. De nuevo, bastante bien.

KOWALSKI

Finalmente vi a mi nieto en la primera fila del siguiente concierto: la banda alemana de avantgarde Kowalski. Intenté llegar a él, pero el sonido de una amoladora viniendo del escenario me detuvo. Joder, ya suponía que Einstürzende Neubauten no eran los únicos que habían usado sus instrumentos de bricolaje para hacer música. Kowalski publicaron un disco en 1982, Schlagende Wetter, trabajo que, tristemente, no conocí en su momento. Durante el concierto, incluyeron varios temas de su nuevo disco, publicado el año pasado, además de clásicos como el poderoso “Stahlmaschinen”. El cantante tuvo unos pequeños problemas con el micrófono, pero en general fue otro gran concierto. Verdaderamente me encantó el toque industrial que le dan a su sonido. 

LAVVI EBBEL

El público empezó a moverse hacia el siguiente escenario y perdí a mi nieto. Bueno, supongo que volverá para el siguiente concierto. Me coloqué en la primera fila y, ¡sorpresa! ahí estaba Lorraine. Comencé a hablar con ella, y resultó ser muy simpática. Me preguntó quién había tocado en ese escenario antes, y le dije -“Je t’aime. Se puso roja y sonrió. En ese momento empezó el concierto de Lavvi Ebbel, una banda belga de new wave con un cantante que derrochaba energía. Comenzaron con “No Place to Go” y continuaron con “Morning Light”. Uno de los momentos más aclamados fue cuando tocaron su éxito “Victoria” que fue seguido de “Much a Do About Nothing”, “Stand Up and Fight” y “On The Telephone”. La banda parecía estar pasándolo francamente bien, y eso se contagió al público. Terminaron con una muy buena versión del “Psycho Killer” de Talking Heads.

PINK TURNS BLUE

Mientras esperaba que Lorraine fuese al baño, vi de nuevo a mi nieto, que se dirigía al escenario Cave. Era el turno de Pink Turns Blue que dieron un gran concierto de lo que podríamos llamar “intensidad en calma”. Abriendo con ese gran tema que es “Something Deep Inside”. Su repertorio, perfectamente tocado, incluyó “Burn”, las clásicas “Walking on Both Sides” y “I Coldly Stare Out”. Disfruté tanto, que me olvidé de mi nieto. Pero cómo no disfrutar con temas como “After all”, “Missing you” (con una guitarra muy Joy Division), “Can’t be love” y la sorprendente “Your Master is Calling”. Otro fantástico concierto.

PETER HOOK AND THE LIGHT

Marty pasó delante de mí, y aproveché para seguirlo mientras se encaminaba a las primeras filas del siguiente concierto: ¡vaya spoiler! ¡Peter Hook acaba dejando New Order y toca sus temas en solitario! Vi que mi nieto llevaba una camiseta de unas ondas de Joy Division. Me acerqué a él y le dije, -“Joder, tío, que camiseta más original. ¿Dónde la has pillado? Me miró raro, pero Peter Hook (sonriente, ¡qué distinto del Peter Hook del pasado) salió a tocar y mi nieto se olvidó de todo lo que no era escenario. Comenzó con algunos temas de Joy Divison: “No Love lost”, “Isolation”, “Digital”, “She Lost Control”, “Shadowplay” y “Transmission”. La banda que lo acompañaba era bastante buena y Mr Hook dio una increíble y muy apasionada interpretación. Después de los sombríos temas de JD, fue el turno de material un poco más animado y así tuvimos una tanda de temas de New Order: “Blue Monday” (grabado por mucha gente), “Regret”, “Truth Faith”, “Temptation”, “Ceremony” y la vuelta a Joy Divison para la final “Love Will Tear Us Apart”. ¡Un repertorio inmejorable! Al final de concierto, por fin Marty me habló, pero solo dijo: ¡Ha sido alucinante!

WHISPERING SONS

Foto: Patrice Hoerner

Seguí a mi nieto al siguiente concierto, y me comentó que era el momento perfecto de ver a Whispering Sons, porque estaban convirtiéndose en una banda muy grande y aún se podían ver en buenas condiciones. La banda toca muy bien, pero lo que realmente te sorprende es la voz e interpretación de Fenne Kuppens, que completamente vestida de blanco, se dejaba la vida en cada canción. Mucha gente se había reunido para ver este concierto. El grupo tocó, siempre intensamente, temas de su disco del año pasado Image, y algunos aparecidos en los singles previos como “Got a Light”, “Alone”, “White Noise”, “Performance”, “Skin” y “Hollow”. Terminaron con las muy aclamadas “Wall” y “Waste”. Muy bien.

RED ZEBRA

Conseguí convencer a mi nieto para que saliéramos al exterior para encontrar a Lorraine, diciendo que quería ver a DaGeist, que tocaban todos los días en un escenario en la entrada, pero él quería ver a Red Zebra así que volví con él al interior del pabellón. Cuando entramos, la banda, acompañada de algunos invitados, estaba tocando “Shadow of a Doubt” (en la que incluyeron un pedazo de “This Is Not a Love Song”), continuaron con “I’m Falling Apart” y la clásica “I Can’t Live In a Living Room”. Entre otras, disfrutamos de “Ultimate Stranger” y “Man Comes From Ape”, en la que el cantante, Peter Slabbynck, se comió una banana. Otro clásico que escuchamos fue “The Art of Conversation” que fue seguida de la versión de “Missiles” de The Sound y las finales “God is not a DJ” e “Innocent People”. Bastante bien.

ASTRASONIC

Fui a ver si Lorraine se encontraba en el escenario exterior y, de paso, ver cómo sonaban Astrasonic, pero hubo un pequeño retraso y todavía estaban haciendo la prueba de sonido. Parecía que iban a empezar cuando mi nieto me obligó a ver a la siguiente banda. 

APOPTYGMA BERZERK

Seguíamos sin encontrar a Lorraine, pero una de las bandas que más quería ver Marty estaban a punto de tocar. Apoptygma Berzerk, una de las bandas más importantes de eso que se llamó Future pop apareció sobre el escenario: comenzaron con “Weight of the World”, “Unicorn” y pronto consiguieron tener uno de los momentos mágicos del festival con “Love Never Dies” (momento perfecto para que una pareja de conociese) y, con un comienzo muy cañero, “Non Stop Violence” mantuvo a todo el mundo bailando. Continuaron con “A Battle for the Crown”, y el público estaba cada vez más entregado, lo que no paró gracias a “Kathy’s Song”, “Eclipse” y un gran final con “Until the end of the world”. Realmente divertido.

CHINA CRISIS

Apareció por fin Lorraine, pero mi nieto, en ese momento, no sé cómo, desapareció. Vaya suerte. Me acerqué a ella y le pregunté dónde había estado. Dijo que no estaba interesada en la música gótica y que había pasado la mayor parte del tiempo fuera en una carpa bailando. Pero ahora había entrado para ver a China Crisis y ¡a mí! La banda empezó con “Tragegy and Mistery”, con un sonido mucho más orgánico del que recordaba (me compré el disco en el que aparecía el tema hace poco). El cantante, Gary Daly, que era la clase personificada, salió con un abanico. Continuaron con “African and White”, “No More Blue Horizons” y otros temas en lo que fue la perfecta representación de la sofisticación ochentera. Tras decir que iban a tocar algo de reggae, empezaron “Strenght of Character”. Otro de los grandes momentos del festival fue durante una maravillosa “Black Man Ray” (¡aunque Lorraine intentó cogerme la mano!). Me fui a la barra para evitar tener problemas. Desde ahí, vi una gran interpretación de la mágica “Wishful Thinking”. Los tres últimos temas fueron “King in a Catholic Style”, “Working with Fire and Steel” y una final “Christian” donde el público usó sus teléfonos como en mis tiempos se usaban los mecheros. Alucinante.

NEW MODEL ARMY

Conseguí que Lorraine se quedase durante el siguiente concierto. Conocía algunas de las canciones de New Model Army y no le importaba verlos. Mucha gente venía del exterior para ver esta actuación, pero fuimos rápidos y conseguimos llegar a las primeras filas, donde, claro, estaba Marty. Los presenté justo a tiempo: empezaba a sonar “Stormclouds”, una forma perfecta de empezar un concierto. El siguiente tema “Winter” sonó realmente bien en directo (había visto a la banda tocar en directo unos años antes y estuvieron muy bien también) y continuaron con “Island”. Hubo tiempo para que tocasen algunas de sus grandes canciones como “51st State” y “Angry Planet” que fueron seguidas por una verdaderamente épica “Here Comes the War” y “Green and Grey”. Fantástica banda. Además conseguí que Marty y Lorraine hablasen.

JIMMY SOMERVILLE

Las cosas no podían ser fáciles y mi estúpido nieto no quería ver a Jimmy Somerville. Nos dejó a Lorraine y a mí justo cuando salía el famoso cantante pelirrojo (aunque ahora esté calvo). Jimmy mantiene la gran y característica voz por la que se hizo famoso. Comenzó su concierto con su versión de “You Make me Feel (Mighty Real)” y recorrió su carrera, haciendo paradas en Bronski Beat (“Why” y la celebrada “Smalltown Boy”), un par de temas de Communards  (“Tomorrow” y “You Are My World”) y por supuesto, las versiones que le hicieron famoso: “Never Can Say Goodbye”, “Don’t Leave Me This Way” y una final “I Feel Love” que fue mezclada con “Highway to hell”. Divertido.

AND ONE

Llegó el último concierto del día y logré mantener a Lorraine conmigo. Como suponía, mi nieto apareció y nos preparamos para bailar. And One comenzaron con “Shouts of Joy”, la clásica Get you Closer” y “Metalhammer”. Para la gente que llevaba cinco días de festival, fue una elección perfecta para terminar: el grupo nos contagió con su energía y el público no paró de bailar. Incluso Lorraine estaba sorprendida con la forma de bailar de Steve Naghavi. Tocaron su versión de Project Pitchfork y el batería cantó “High” en uno de los momentazos de la noche. Continuaron con “Sometimes”, “Second Voice”, y un increíble final con “Military Fashion Show”, “Steine Sind Steine” y “Killing the Mercy”. Steve Naghavi hizo una broma antes de terminar: la próxima banda en tocar era Skinny Puppy. Mi nieto y Lorraine se rieron mientras se miraban a los ojos. El festival y mi misión habían sido tenido todo un éxito.

Hora de retornar al pasado.

Dejar un comentario

* By using this form you agree with the storage and handling of your data by this website.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

This website uses cookies to improve your experience. We'll assume you're ok with this, but you can opt-out if you wish. Accept Read More